Escuche esto.

Escuche esto
Por Robert Kiyosaki
Setiembre de 2008.

Pueden ser difíciles de tragar, pero los comentarios negativos lo pueden encaminar en la dirección correcta.

El otro día, le pregunte a Mona, la presidente de la compañía Rich Dad, ¿qué pensaba del borrador de mi nuevo libro, que sera terminado este otoño. Ella tomó un profundo aliento y dijo: "Me siento decepcionada por que carece de golpe y me deja queriendo más".

Sus palabras me cortaron como un cuchillo. Me sentí como si había sido apuñalado en el corazón. No le respondí. Pero una vez que hube pasado mi primera reacción, tuve la oportunidad de apreciar el candor de Mona - y su valentía. Le pregunté lo que faltaba y lo que podríamos hacer para mejorar el libro. (Y hoy estoy feliz de decir que las revisiones ya están en marcha.)

Los comentarios desagradables nunca son fáciles de tomar, ni son fáciles de dar. Queremos dar a todos o sólo escuchar comentarios positivos. Sin embargo, los comentarios, tanto positivos como negativos, son esenciales para el crecimiento personal, la formación del carácter y la resistencia en los negocios.

El mundo es un gran circuito de retroalimentación. Por ejemplo, cuando su contador pone en tus manos tu estado financiero, te esta dando información sobre qué tan inteligente (o estúpido) eres como empresario. Cuando pasas por tu balanza de baño, tambien estas recibiendo retroalimentación. Muchas personas no pasan por la balanza o ven sus datos financieros por la misma razón: Ellos no quieren retroalimentación. Ellos quieren fingir que todo está bien.
En los negocios, si sus anuncios no aumentan las ventas, eso es retroalimentación. Si un cliente entra a su tienda y pasea un rato sin comprar nada, eso, tambien, es retroalimentación. Los blogs tienen comentarios. Mi padre rico me decia a menudo: "Hay dos tipos de comentarios: en tu propia cara o por detrás de tu espalda". El aborrecia a los empresarios que se rodeaban de personas tipo 'SI, SI'. Él me decia: "Los hombres 'SI' son personas peligrosas. Los hombres 'SI' son muy agradables frente a ti, pero a menudo te apuñalan por la espalda."

La retroalimentación se siente físicamente. Yo siento la retroalimentación en mi corazón. Algunas personas sienten los comentarios en la garganta y otros los sienten en el intestino. La próxima vez que usted sienta su corazón, su garganta o su intestino reaccionar a lo que está escuchando, agradezca la retroalimentación honesta y luego crezca a partir de la experiencia. Los comentarios cara a cara tienen un enorme valor para ambos lados. Los cobardes encuentran otras formas de comunicación.

Una de mis tareas más importantes como empresario es mantener la puerta abierta para los dos tipos de comentarios, agradables y desagradables. Si yo no permito la retroalimentación, la comunicación pasa de ser honesta a ser politicamente educada, la empresa empieza a luchar y los clientes se van a otra parte. Si quiere tener éxito, pase por la balanza, lea su situación financiera y pida comentarios ...buenos y malos.


Traduccion del articulo : Hear This
publicado (en Ingles) en el sitio entrepreneur.com

Robert Kiyosaki, autor de la serie Rich Dad de libros, es un inversionista, empresario y educador cuyas perspectivas han cambiado la forma en que la gente piensa acerca del dinero y la inversión.

Es interesante señalar que el sitio (ENTREPRENEUR.COM) de donde extraje este articulo, NO PERMITE COMENTARIOS.

.

1 comentario :

  1. Me parece excelente tu trabajo recopilando toda esta información.

    Estoy empezando a revisar todos los articulos y la mayoría son francamente reveladores.

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails